Un largo camino II [Pasado]

Civil
Mensajes: 29
Rango:

Ficha

Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Mikael » Mié Jun 13, 2018 6:03 pm

El olor a carbón, la cara y las manos manchadas en negro. Perlas de sudor en su frente y unos googles puestos encima de la cabeza. Los dorados ojos del herrero contrastaban con lo moreno de su tez, y aún más, con el platinado cabello, corto y áspero, que le daban un toque aún más singular. Su gesto era de todo menos amigable, pero entre aquella seriedad se evidenciaba una serenidad tan inusual. Su edad rondaba los treinta años y se notaba que llevaba demasiado tiempo ejerciendo ese oficio, no sólo por su aspecto, si no por las obras de metal que yacían en aquel lugar.

Gunther había sido enseñado desde pequeño, convirtiéndose en un maestro de ello.
Y así, pues, les invitó a pasar.

Ya fuese que el muchacho pelo negro quedase atrás o no, el llamado Rojo se adentró hasta el corazón del taller donde le esperaba algo que aguardaba en silencio. El moreno iba por delante mientras el pelirrojo le seguía el paso, desplazando una cortina, hasta ingresar a un cuarto de tamaño regular, allí donde una chimenea, la fragua y una ventana, eran la iluminación del lugar. Y se podían ver, claro, otras armas y partes de armaduras almacenadas, pero de una forma que daban el aspecto de ser simples bocetos deshechos. De pronto, la dura voz del herrero finalmente se dejó conocer, otra vez.

Tal y como lo pediste. - Dijo aquel, señalando sobre una mesa, y sobre un pliegue de cuero, la extensión de una espada similar al aspecto de una katana, pero con la dimensión de su hoja notablemente más ampliada.

La he reformado por completo. Ya estaba bastante vieja. Las menas que trajiste se adhirieron bastante bien entre ellas. ¿De dónde la has sacado? - Una pregunta que, sin embargo, tuvo silencio mientras los pasos de Rojo le acercaban a su meta. Era bella, y parecía relucir a la diurna luz filtrada por la ventana. Sus verdes ojos veían expedir pequeños brillos como escarcha, y un flujo parsimonioso, sobre la hoja, corría como si dentro del acero hubiera un líquido luminoso. Era eso, o simplemente estaba alucinando.

Gunther sonrió, suavemente, sabiendo que su obra era apreciada por ojos avezados.
Imagen

Civil
Mensajes: 82
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Alain » Mié Jun 13, 2018 9:38 pm

No hacía falta estar mucho tiempo allí dentro para que el calor se fuera acumulando en el cuerpo. Alain lo notaba, comenzaba a sentir el bochorno arremolinarse en su estómago como una pequeña bola de calor que comenzaba a hacerlo sudar. Se bajó la cremallera de la chaqueta y se la quitó, amarrándosela a la cintura con las mangas y dejando a la vista a su espalda las dos dagas que, envainadas, descansaban con las empuñaduras sobresaliendo horizontalmente a sendos lados de las caderas.

Se detuvo a contemplar una espada que captó su atención; tenía el diseño de una katana pero no tenía apenas curvatura y tenía un acabado rematado en negro que le parecía tan elegante como letal. Se sobresaltó cuando, echando un vistazo a donde debía estar el pelirrojo, solo había un vacío. El sonido de unas voces algo más adentro del local le hizo adivinar que se habían adentrado en él y decidió seguirlo inmediatamente, apresurando el paso con una pequeña carrerilla para que no se le escapara.


Allí lo encontró, en las inmediaciones de una sala mal iluminada por un tragaluz que hacía de ventana. Escrutaba el filo de una bella espada que tenía un acabado exquisito; Alain no pudo evitar quedarse mirando hacia la hoja y su acabado. Quiso distraerse inspeccionando el resto del lugar pero se decepcionó al descubrir que la gran mayoría de cosas que estaban repartidas por la estancia parecían ser prototipos de armas y armaduras que no salieron bien; objetos inservibles que no tendrían mucho más valor que el que el herrero profesara por ellos a nivel sentimental.


Se mantuvo en silencio, contemplando la escena, preocupándose de no estorbar como un buen espectador. Lo único que le preocupaba era no perder de vista de nuevo al ojiverde.

Civil
Mensajes: 29
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Mikael » Mié Jun 13, 2018 11:22 pm

El guante en su mano se enfocó sobre la empuñadura de la espada. La lentitud con que alzaba su brazo era tal cómo si estuviera degustando el momento, dándose su tiempo, dejando en claro la solemnidad del instante que para él tenía un significado importante; no era la espada en sí, era la historia que había tras ella, y que cuyo nombre sólo respondía a los recuerdos de su memoria. Sin duda alguna, el plateado que conformaba la hoja podía reflejar con un tono ambarino lo que detrás suyo se erguían con claridad. Un instante que era suyo y que, finalmente, dejó pasar.

Fue un regalo. - Respondió, simple y sencillo, sin afán de explayarse, mas en sus ojos, a la vista de nadie, había un brillo curiosamente distante.

El herrero no ahondó más, sólo mantuvo su expresión impermeable. Y así, vio cómo el pelirrojo alargaba su brazo con laxitud hacia la funda que estaba cerca, y en pocos segundos, el arma ya estaba enfundada, ceñida a su cintura, dentro de la capa y atrás de su espalda.

No esperaba menos de usted. Su trabajo ha sido excelente. Aquí tiene lo que acordamos. - Elogió y agradeció a la vez, dejando una bolsa de berries para el hombre que le devolvió la vida a aquella reliquia. Y así, dio marcha hasta la salida. El sol despuntaba con toda osadía. - Bien, ¿dijiste que querías ir a refrescar la sed? - Expresó él con un gesto distraído. La verdad es que, hasta ese momento, sólo había estado enfocado en un objetivo. Y ahora qué había culminado ese asunto, quedaba en cumplir lo dicho; acompañar al muchacho y escuchar lo que tenía consigo, pues, a fin de cuentas, nunca cesó su curiosidad por tal insistencia.
Imagen

Civil
Mensajes: 82
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Alain » Vie Jun 15, 2018 12:02 am

Alain contempló cómo el pelirrojo se ajustaba al cuerpo el cinto de la cintura, ajustándose la espada a la espalda. En silencio, sin intervenir en ningún momento en el intercambio, siguió al pelirrojo hasta que la fragua dejó de atosigarlo con el calor y el correr del viento le hizo sentir frío de nuevo. Dejaba atrás el lugar pero se le había quedado impregnado en la ropa algo del olor a metal, madera quemada y carbón. Se puso la chaqueta de nuevo, encajando rápidamente las alas en los orificios que la prenda tenía para poder ponérsela sin ir incómodo; haberlas escondido antes le había hecho recordar por qué odiaba la ropa de convencional humana.

Sí.—confirmó. —Hay una taberna cerca de aquí, no nos llevará mucho tiempo llegar hasta ella. —se explicó mientras señalaba con un gesto la dirección que debían tomar.

Tal y como había prometido, el local “La Suegra Coja”, estaba relativamente cerca. Había algunas mesas fuera acompañadas de butacas en su gran mayoría ocupadas; los hombres que las utilizaban tenían en su mayoría armas a la vista, tenían abalorios, pendientes u otros rasgos distintivos que los etiquetaban en alguna banda pirata que Alain no supo reconocer. Pero no le importaba tener que compartir mesa ellos.

Es aquí.—enunció mientras se abría paso por las mesas; algunas de las miradas de los presentes se detuvieron en las alas que tenía el pelinegro a la espalda. El local en el interior era algo más templado en temperatura y no estaba tan abarrotado de gente como podía parecer en un primer momento; el chico condujo a su compañero hasta una de las mesas más apartadas, en una esquina y se sentó en una de las pequeñas butacas de madera.

Es un buen sitio para pasar la tarde cuando no hay nada mejor que hacer que llenar el cuerpo con alcohol.—comentó.

Civil
Mensajes: 29
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Mikael » Dom Jun 17, 2018 6:42 pm

Aguardó a la confirmación del muchacho. Tal era que el sitio que ideaba no se encontraba muy lejos, para su suerte, pero la espina de la intriga circundaba en torno al deseo del susodicho. Si le hubiera ayudado, de manera directa o no, el hecho de haberle estado buscando le inquietaba un poco. Tener acosadores no era lo suyo, salvo que fuera una mujer.  Despejó esos pensamientos y le siguió el paso.
Y así, al cabo de unos minutos, llegaron al sitio; nada fuera de lo común, a excepción del tablón que exhibía el nombre del local. - Parece que alguien no tuvo imaginación - Rió en sus adentros, omitiendo el detalle a nivel externo.

Le siguió, pues, aún hacia el interior de la taberna. Según veía, la gente le apetecía estar más afuera que adentro, y Alain en un sitio apartado que en cualquier otro lado. El tabernero les echó una oteada a ambos nada más llegaron, quedando la suspicacia grabada en su mirada hacia el pelirrojo de atuendos maltrechos.

Sin más, la pareja se sentó y el menor soltó un distraído comentario, mientras el viajero atisbaba su entorno con cierto detenimiento. No era, pero, que estuviera desconfiado de algo, era un rasgo natural de su personalidad. - Sí, supongo que sí. - Respondió él, hallando cómo un camarero se acercaba hasta ambos. La intención era clara. Las palabras del joven, no más de veinte años a lo sumo, indagaron en las necesidades del dúo; Rojo optó por un vaso de leche, sí, en una taberna a rebosar de ron y otros espirituosos elixires, dejando un poco perplejo al novato.

Y una serie de tostadas con jamón empanizado. - Sonrió el rojizo, como si fuera tan natural y no desencajado como sus palabras en aquel lugar. Sólo quería un simple desayuno.
Imagen

Civil
Mensajes: 82
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Alain » Dom Jun 17, 2018 7:54 pm

Si bien el camarero se quedó patidifuso Alain tuvo que contener una risilla burlona por el pedido del pelirrojo. Era la demanda de un niño de nueve años al que su madre le había llevado a comer por fuera de casa porque se había portado bien. Agachó la cabeza y el cuerpo, buscando la pata de la silla de su butaca como si comprobara que fuera firme para no caerse para poder disimular su gracia.

El camarero esbozó su mejor sonrisa. —Claro, ¿y el señor?

Alain se recompuso y se lo pensó un poco antes de decidirse. —Un plato de pinchos de carne con verdura y refresco de cola.— el camarero anotó con mano rápida la orden y tras un habitual asentimiento de cabeza se marchó.

Una vez solos, Alain se sintió con ánimo de bromear un poco con el pelirrojo. —Cualquiera diría pidiendo eso de comer que eres un aguerrido espadachín.—comentó con una sonrisa picaresca dibujada en la boca.

Pronto llegaron los refrescos y, para sorpresa del pelinegro, sirvieron muy rápidamente los platos que habían pedido. Primero los pinchos de carne y luego las tostadas. Ahora que lo pensaba, para tener un aspecto tan harapiento y descuidado la petición de comida del chico no había sido para nada humilde. —No sé tú, pero yo tengo un hambre voraz. Prueba alguno, están realmente buenos.—declaró Alain antes de agarrar uno de los pinchos y llevárselo a la boca, empezando a comer modosa y educadamente. —

A pesar de su aparente lentitud comiendo, la cantidad de pinchos empezó a decrecer rápidamente en la misma medida que rebajaba la altura del vaso de refresco.

Civil
Mensajes: 29
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Mikael » Dom Jun 17, 2018 8:28 pm

Ayuda mantener mi forma. - Un timbre risueño, dejado adrede en contraposición al comentario bonachón del muchacho mientras permitía descansar de su pesada mochila. No era, ni poco menos, que le importara reconocer la "poca hombría" en desear algo tan suave, considerando el sitio donde se encontraban. - Pero ciertamente no soy de beber. - Adjuntó, aclarando que el licor no era lo suyo, aunque bien hubiese pedido una soda para disimular ante el chico y parecer, como dijo, un individuo aguerrido; sin embargo, aquello era parte de su dieta, y no necesitaba aparentar algo en absoluto.

Simplemente, era auténtico y no le interesaba.

Al cabo de unos minutos, con una eficiencia extraordinaria, los pedidos llegaron. Las iris del pelirrojo brillaron asiduas y emprendió la faena no sin antes hacer una muy peculiar reverencia, a ojos cerrados, y las palmas pegadas.
Enroscó sus dedos sobre un cuchillo y untó el pan con mantequilla; dejó un trozo de jamón sobre el mismo y, de la capa, sacó un pequeño frasco de vidrio con algo guardado.

Apenas lo destapó, el olor a vinagre y limón rápidamente se dispersaron; era una especie de ensalada ácida, a juzgar por los diversos vegetales en su interior, aparte de lo que parecían trozos de ostras, pulpos y camarones. Una especie de cóctel marino, y muy fuerte. Y sin reparó algo, cogió una cuchara y empezó a servirse. Quizás a la vista de otros aquella combinación era extraña, pero cada quien tenía sus gustos y costumbres. Y así como Alain disfrutaba de sus pinchos, Rojo disfrutaba de sus inventos culinarios que, al menos para él, resultaban exquisitos.

¡Vale! Luego de terminar con esto. - Y sin más, preparó lo que sería un pintoresco sandwich. - Y ve hablando.
Imagen

Civil
Mensajes: 82
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Alain » Dom Jun 17, 2018 8:59 pm

Alain asintió sin ánimo de ser un fisgón; era verdad que de por sí el chico no tenía la apariencia de bebedor, pero conociendo las costumbres de los peleadores de barrios bajos que había conocido hasta entonces hasta cierto punto se le antojaba extraño que no coincidiera en ese aspecto.

El pelinegro frunció el ceño extrañado por el olor que desprendía el recipiente que el pelirrojo acababa de sacar. Era un olor ácido, fuerte y penetrante que le resultaba desagradable al entremezclarse con el aroma de la carne asada. Pero se mantuvo en silencio, todavía no se sentía con la suficiente confianza como para llamarle la atención a quien había andado buscando durante tanto tiempo. Era mejor crear las mínimas asperezas posibles.

Bien...—enunció al terminarse uno de los pinchos. Dejó la fina varilla de metal en el plato con cuidado de no producir ruidos molestos. —Remontándonos al día del secuestro, yo era uno de los que había sido capturado en aquella nave. Prefiero no entrar en detalles de cómo acabé allí—atajó haciendo un ademán distendido con la mano para restarle importancia al detalle.

Junto a mí liberaste a otros muchos otros cautivos; recuerdo haberte preguntado tu nombre entonces y te presentaste, igual que hoy, como Rojo. Hace ya muchos meses pero lo recuerdo bien… para alguien como yo, que hasta entonces había tenido una vida tranquila y normal, eso es algo difícil de olvidar. —explicó.

Intenté seguir con mi vida, pero desde aquella noche nada fue igual. Tardé varios días en hablar con mis padres y contarles lo sucedido, hasta que por fin decidí echarme a la mar a buscarte. No podía vivir con mi conciencia sabiendo que tenía una deuda de vida tan grande contigo. Ese es el motivo de mi búsqueda.— es lo que su corazón dictaba como correcto.

Civil
Mensajes: 29
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Mikael » Dom Jun 17, 2018 10:22 pm

El bermellón disfrutaba su desayuno con toda la parsimonia posible, masticando y degustando aquello que se le permitía digerir sin prisas, y mientras eso lo hacía, escuchaba las palabras de Alain.

Aquello no era algo que se le había olvidado, es decir, el momento en sí, pero los pormenores tal vez se le habían pasado en alto ante el ajetreo del asunto. E hizo memoria, evocando en qué momento le había dicho su nombre artístico al menor, socavando en los recuerdos que detallaran algún momento. - Oh. - Pareció recordar. Justo en ese momento, el joven dejó que aquello había sido grabado en su conciencia como una marca indeleble dado a su estilo de vida, cosa que justificaba, en cierto modo, que se acordara de puntualidades que el viajero había obviado, y fue allí cuando atrapó el pasado. -  Ya recuerdo. Eras ese chico al que casi le disparan.

Nítido como una playa de arena blanca, hizo recuento de haber engañado a uno de los guardias, quitándole la llave en el proceso, y luego liberar a los demás presos. Y así, después de que fueran descubiertos y armarse la revuelta, justo volteó cuando uno de los secuestradores preparaba una pistola para dispararle al chico por la espalda, que para entonces lo había visto en el suelo entre el jaleo. Rápida fue la reacción y despachó al sujeto. Así recordaba haberse presentado, habiéndose hecho adjuntar el pseudónimo tan alusivo de su aspecto.

Entiendo... - Un mordisco más le clavó al sándwich, sopesando las palabras del chico. Quizás podía entenderle, pero ya habiéndole encontrado, se preguntaba cuál era su siguiente paso. -  ¿Y qué piensas hacer ahora, que ya has cumplido con tu objetivo?
Imagen

Civil
Mensajes: 82
Rango:

Ficha

Re: Un largo camino II [Pasado]

Mensajepor Alain » Dom Jun 17, 2018 11:07 pm

Alain asintió. Recordaba con total claridad la luz de la luna perfilando la figura del pelirrojo mientras noqueaba al que hubiera sido su asesino. Todavía recordaba con increíble intensidad el fulgor esmeralda de sus ojos reflejando la luz de la luna cuando pronunció su apodo, que en el momento le pareció tan suficiente y que durante los meses siguientes, de tanto preguntar por él, lo desgastó hasta que perdió completamente su valor.

Me tranquiliza que empieces a recordar.—reconoció, hasta ese momento todavía tenía el temor de que lo considerase un fraude.

Mi objetivo es saldar mi deuda contigo.—Alain lo miraba a los ojos con fijación y el semblante completamente serio. —Desde hoy...—echó la mano atrás y sacó una de sus dagas, la mostró en la palma de la mano con sumo cuidado y mimo, dándole la importancia de un valioso objeto.—... mis armas, mi fuerza y mi vida servirán para protegerte hasta el día en el que salde mi deuda o la muerte me de alcance. —enunció con vehemente solemnidad. —Es una promesa.


Desde ese día, Alain se puso al servicio del pelirrojo. Podía considerársele un guardaespaldas, un escudero o un hermano de armas. Para el chico cualquiera de esas etiquetas estaba bien, a fin de cuentas el objetivo era el mismo. Salvar la vida del ojiverde al menos una vez para poder estar en paz consigo mismo y poder seguir su camino en la vida.

Aunque no necesitaba la aprobación del pelirrojo para llevar a término su misión, aguardó a la espera de que éste se manifestara antes de utilizar la daga para hacerse un corte en la palma de la mano izquierda que daría fe de su promesa de sangre. De lo arraigado y profundo que era su compromiso.


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 0 invitados